Novedades todos los días en nuestro Canal de WhatsApp

La elegancia del acabado Guilloché en los diales es un lujo que NO todos los relojes se permiten. Como vemos, este elegante señor claramente está en el nivel necesario, él mismo se lo cree.

En este Wyler Vetta obtenemos valor horológico explícito. Un reloj de vestir de la década de los 90 con proporciones clásicas masculinas, con un dial espectacular y encima con un acento de fineza que la consigna «AUTOMATIQUE» bien resume. NO es «AUTOMATIC», como la masa de relojes que este caballero califica implícitamente como «corrientes», sino que se distingue con un acento de fineza hasta para describir al mecanismo.

Analizando a esta hermosura, la firma italiana fundada en 1896 nos transmite con confianza su sabiduría en lo que trata a diseño. Supo balancear la fortaleza de este acabado, su imponencia visual, con los elementos justos: DOS manecillas -elegante decisión- en punta e índices finos, destacando el 12 y el 6 con números arábigos. Tan profundamente diseñado fue que hasta un calendario se esconde allá encima de las 6, en una pequeña ventana al centro y abajo, que satisface incluso a puristas del balance visual.

Quien permite esta gracia es el calibre ETA 2671 sin segundero, movimiento célebremente utilizado por firmas como Cartier, en sus piezas de la misma época.

Un orgulloso reloj de vestir que está en un estándar evidentemente superior, en sentido estético y mecánico… y que lo sabe.

 

  • Precio: $395.000.
  • Marca: Wyler Vetta.
  • Período: Década del 1990.
  • Modelo/Referencia: N/A
  • Movimiento: ETA 2671, automático.
  • Medida de la caja: 25 x 31 milímetros sin incluir su corona.
  • Material de la caja: Acero inoxidable.
  • Distancia entre asas: 18 milímetros.
  • Material del brazalete: Cuero.
  • Accesorios: A no ser que se especifique lo contrario, los relojes no incluyen accesorios. La regla general de los relojes vintage, en específico, es no incluirlos.